Refuerzos trampa

LOS REFUERZOS-TRAMPA CAUSA DE LA FRUSTRACIÓN Y ABANDONO MUSICAL

Debemos ser muy precavidos a la hora de manifestar nuestra aprobación, ya que en ocasiones tras la frase de recompensa hay un refuerzo trampa y por tanto contraproducente para el desarrollo de nuestro pequeño músico.

Evitar refuerzos que expresen insatisfacción: “Has estudiado solfeo y violín, pero te lo he tenido que repetir tres veces”. Tu pequeño sentirá que se reprueba su conducta y aprenderá que no merece la pena hacer el esfuerzo.Evitar refuerzos que expresen culpa o rencor: “Bien, por fin te ha salido ese ejercicio, no como otros días”. Tu pequeño sentirá inmediatamente todo el peso del reproche, y de nada servirá el “Bien” con el que comenzaste la frase y por tanto su esfuerzo.Evitar refuerzos que expresen una obligación: “Muy bien, has visto que lo has conseguido, espero que a partir de ahora lo hagas siempre”. Tu pequeño detectará la exigencia y el cerebro experimentará frustración por el miedo a no volver a ser capaz de conseguirlo.
Podemos utilizar estas otras frases para reforzar positivamente:
“ Lo has hecho genial”
“Has tocado superbien, enhorabuena!”
“Eres un campeón, lo has conseguido”
“Buaaa!! qué bonito! cada día suena mucho mejor”
“Olé! qué bien lo estás haciendo”
“Me encanta”
“Eres un artista”
Dejemos las coletillas de las frases, porque son las que emborronan generalmente el esfuerzo de nuestro pequeño músico, por llevar consigo siempre una insatisfacción, culpa u obligación. Son unos refuerzos envenenados que harán que el niño se aleje emocionalmente de sus papás por el hecho de sentirse frustrado e incomprendido. Y en consecuencia alejarán el instrumento y la música de su vida.


Abrir chat
Powered by
Ir al contenido